Relación cerebro, corazón, tubo digestivo

Relación cerebro, corazón, tubo digestivo

No es la primera vez que lo hago, ni será la última. Me he tomado la libertad, desde el respeto y admiración, de extraer las grandes ideas que refleja el doctor Mario Alonso Puig hablando de El viaje interior. Sus reflexiones y conclusiones basadas en estudios científicos son lecciones de vida que todos deberíamos tener en cuenta para vivir mejor. Relájate, respira, lee, y después me cuentas qué te parece.

Existe una zona de confort demasiado dura en el ser humano: Cómo te defines a ti mismo que eres. Se tienen procesos mentales que te hacen pensar que hay obstáculos demasiado grandes para ti. Lo que tú crees lo creas porque lo vives con una certeza incuestionable. Y lo peor no es lo que creemos o creamos, sino lo que «tapamos». Nosotros mismos nos ponemos trabas, pensamos que no podemos, y no se nos ocurre buscar en nuestro interior.

Todos tenemos lo que se llama «personajes dormidos». En las distintas dimensiones del ser humano aparecen cosas muy hermosas y cosas muy feas que son muy difíciles de ver. Una forma fácil de reconocerlas es a través de la mitología. Y lo importante de reconocer algo es que es la forma de poderlo cambiar.

El ser humano tiene un único oponente: su propio ego. El ego es ceguera, y ha causado más violencia y muertes que todas las guerras juntas.

Este me parece un gran titular:

Según estudios de la universidad de Harvard, entre el 60 y el 80% de las enfermedades que padecemos en el mundo occidental, tienen una relación directa con el mundo emocional.fullsizeoutput_6bf1

El que verdaderamente cura las enfermedades es el organismo. La omeostasis se encarga de todo lo que tiene que ver con la protección del organismo, la vitalidad y la regeneración de los tejidos. Uno de los factores más importantes para la regeneración del tejido cerebral, para tener una buena memoria o para aprender deprisa, se llama BDNF (son neurotransmisores). Una de las fuentes más importantes de BDNF está en el tubo digestivo. Puedes tener problemas de memoria por problemas del tubo digestivo. La hormona más importante para mantenerse sereno, tranquilo y feliz en la vida es la serotonina. Y el 90% de la serotonina la fabrica el tubo digestivo, que tiene 500 millones de neuronas (5 veces más que la médula espinal). Cuando una persona se siente tensa, asustada, preocupada, el sistema de alarma del cuerpo genera daños en distintos lugares, y uno de ellos es el tubo digestivo. Esto hace que baje la serotonina y el sistema inmune.

IMG_8945Los últimos descubrimientos demuestran que cuando nos sentimos queridos, acogidos y valorados, se produce una activación del sistema vagal y el tubo digestivo mejora. El ser humano es un ser de encuentro, y cuando tú te sientes querido, valorado, acogido, los 60 trillones de células lo notan y mejoran. De ahí la importancia del concepto de medicina holística que valora y respeta el impacto del cuerpo.

Además del cerebro con sus 100 mil millones de neuronas, está el cerebro del corazón que tiene 40 mil neuronas, pero el campo magnético que produce es 5.000 veces más potente que el del cerebro. ¿Sabías que emitimos un cambio electromagnético a 3 metros de distancia? Los demás sienten si nuestro corazón está en paz o en guerra. Cuando el cerebro, el corazón y el tubo digestivo se sincronizan, cambia radicalmente el funcionamiento del cerebro.

cropped-dpp07dc0a010e1a29.jpgEs normal que nos guste la seguridad, el estatus, el reconocimiento, la valoración, que nos acojan, pero no nos podemos quedar ahí. El verdadero crecimiento, la verdadera magia y e evolución de un ser humano, es cuando abraza la aventura, cuando ve en la incertidumbre no un peligro sino una oportunidad, cuando se ocupa (no solo se preocupa) en crecer por dentro, y cuando en su vida es una prioridad añadir valor a la vida de los demás.

Si te ha gustado, no te lo guardes solo para ti, recuerda la última línea que acabas de leer…y compártelo en  Facebook, Twitter, Instagram o también puedes seguir mis vídeos si te suscribes a mi canal de Youtube.

Gracias y hasta pronto 🙂

El impacto de la alimentación en nuestro cerebro

El impacto de la alimentación en nuestro cerebro

¿Es posible que lo que comemos pueda tener un impacto en nuestra inteligencia, nuestra capacidad de analizar, de razonar, en la toma de decisiones, en nuestra capacidad de memorizar, en la capacidad de aprender cosas nuevas, y en el estado de ánimo? Pues sí, la investigación reciente ya demuestra el increíble impacto que tiene.

Hoy se sabe que existe una relación directa entre la falta de concentración, la capacidad de análisis, la somnolencia, la pérdida de memoria, la capacidad para aprender, la ansiedad, la depresión, la irritabilidad, la fatiga y el insomnio, por no seguir una nutrición adecuada.

  • Equilibrio de la glucosa: El ser humano utiliza como carburante la glucosa. El cerebro tolera muy mal la subida brusca de glucosa con la consiguiente bajada brusca debido a la insulina. Y eso produce falta de concentración, pérdida de memoria e irritabilidad. El cerebro necesita un nivel constante de glucosa en la sangre. Esto se consigue con hidratos de carbono que vayan liberando el azúcar de forma progresiva (los carbohidratos complejos). Las proteínas cuando se añaden a los hidratos de carbono favorecen que esa glucosa se vaya liberando de forma más lenta.
  • Todo lo que es integral es superior desde el punto de vista de vida mental, a lo que es procesado. Por ejemplo, el arroz integral tiene fibra, vitaminas, minerales y almidón, pero el arroz blanco solo tiene almidón.
  • Los vegetales son las mejores fuentes de carburante para el cerebro, porque liberan el carburante de forma lenta y progresiva.  Nos cuesta creer que son una fuente de azúcar porque no están dulces. fullsizeoutput_8eY también las frutas de bajo índice glicémico (las que son fructosa que poco a poco se convierte en glucosa): kiwis, naranjas, peras y manzanas. Pero además todos estos alimentos son ricos en B1, B3, B5, ácido fólico y magnesio. Lo ideal es tomar frutas y vegetales 5 veces al día.
  • ¿Y qué pasa con la grasa? ¿es tan mala como creemos? ¿Hay que evitarla 100 por 100? Si a un cerebro humano le quitamos el agua que tiene, el 60% es grasa. ¿Entonces? Pues lo que tenemos que ver es qué tipo de grasa es buena. La carencia de ciertas grasas, no solo afecta a la inteligencia, sino también al estado de ánimo, trastorno de déficit de atención, depresión, fatiga, problemas de memoria y dificultad para el aprendizaje.

Hay varios tipos de grasas: saturadas, monoinsaturadas y colesterol, que las fabrica el cuerpo. Pero hay las llamadas poliinsaturadas que no las forma el cuerpo, hay que tomarlas a través de la alimentación. Otras como los fosfolípidos sí las fabrica el cuerpo pero con complejidad. Convendría añadir suplementos. Son muy abundantes en los huevos.

El cerebro de una neurona (el micro cerebro neuronal) es la membrana, y esta membrana está formada por grasa. Esto explica lo que influye la ingesta de grasas en nuestro estado mental, y también en el sistema nervioso, debido a la mielina que envuelve a los nervios.

Los ácidos grasos esenciales son los que hay que tomar de fuera porque no los fabrica el cuerpo. Son básicos para que se formen las prostraglandinas, que son unas hormonas que relajan los vasos sanguíneos, con lo cual, reducen la tensión arterial. Además reducen la inflamación cerebral. También potencian el sistema de defensa, y además regulan los neurotransmisores.

Se deben consumir omega 3 y omega 6; ¿Y dónde están esos omega 3 tan importantes para nuestra vida mental? salmon-2326479_960_720Están en los arenques, las caballas, el atún y el salmón. También en los huevos y las nueces. imagesSe deben tomar al menos 3 huevos a la semana (cuanto más fritos más te cargas los omega), y al menos una ración de pescado a la semana. También están estos ácidos grasos esenciales en las vísceras y en la lecitina (5.000 mg/día).

  • ¿Por qué son tan importantes los aminoácidos? Porque son la base de los neurotransmisores del cerebro.

El triptófano es la base de la serotonina (hormona que genera un sentimiento de bienestar y felicidad). Pero también de la dopamina (hormona que se pone en marcha cuando tú quieres hacer algo, es lo que te empuja a la acción).

  • Los cinco nutrientes inteligentes: magnesio, hidratos de carbono (saludables como avena, cereales integrales, trigo sarraceno, legumbres, guisantes y aceite de oliva), fósforo, vitamina B6 y B12, y el zinc,  constituyen la base de las enzimas. Sobre todo el manganeso y el zinc. ¿Dónde están sobre todo? En los granos, las semillas, los vegetales, las nueces, etc.
  • Es muy importante consumir ácido fólico, que está en los vegetales verdes. La que no está en los vegetales es la vitamina B12, pero está en los pescados, en los huevos, en la carne y en la leche.
  • La vitamina C también es muy importante en la transmisión nerviosa, y está en las frutas y en los vegetales.
  • La vitamina E es un antioxidante. De los mejores antioxidantes están las frutas de los  bosques y el té.

Olvídate de las grasas trans (grasas hidrogenadas), no son buenas para el cerebro.

 

 

 

FullSizeRender (9)Y para terminar, cuidar el nivel de estrés con ejercicio físico, buenas conversaciones, humor, ejercicios de relajación,

79827880_l

porque el cortisol que se libera en el estrés, y el glutamato, que es un transmisor activador que se libera en el cerebro, tienen la capacidad de dañar neuronas._MG_5168

Resumen:

Cuidando lo que comes, cuidas como piensas, cuidas como sientes, y también lo que eres.

Espero que esta información te sea de ayuda y te sirva para concienciarte de la gran importancia que tiene alimentarse bien, más allá de tener una buena forma física. No olvides seguirme también en Facebook, Twitter, Instagram o puedes suscribirte al canal de Youtube. Comenta, pregunta o hazme cualquier crítica, porque así crecemos juntos.

Hasta pronto y feliz comienzo de año con muuuucha salud 🙂 🥂

Los siete secretos para ser feliz. Entrenamiento de fortaleza mental

Los siete secretos para ser feliz. Entrenamiento de fortaleza mental

Inspirada en el Dr. Mario Alonso Puig, traslado en este vídeo sus ideas y conocimiento sobre cómo entrenar la mente para lograr ser feliz.

Igual que entrenamos el cuerpo, debemos entrenar la mente. Tal como pensamos, así actuamos y sentimos. La mente es nuestro gran aliado para el éxito personal y profesional.

Intenta comprometerte a poner en práctica los ejercicios que acompañan a cada uno de los secretos. Empieza por elegir los que te resulten más fáciles, y anímate a darle un buen carburante a tu mente 😉

Si te ha gustado, no olvides darle like, dejarme un comentario, y seguirme también en  FacebookTwitterInstagram , o a través del  canal de Youtube.

Gracias siempre 🙂

Cinco alimentos que te hacen sentir más feliz

Cinco alimentos que te hacen sentir más feliz

Para despedir al mes de julio, y antes de que te vayas de vacaciones y cierres el ordenador, te ayudo contándote cuáles son los cinco alimentos imprescindibles para proporcionar bienestar emocional. Ya hay un estudio en Japón que evidencia que un mayor consumo de verduras, frutas, setas y pescado reduce el riesgo de suicidio. Pero yo siempre digo que nada mejor que comprobarlo uno mismo. Lo cierto es que sentirse con más energía proporciona satisfacción y sube el ánimo. Y hacer que la comida sea una experiencia placentera, que estimule los sentidos, te aseguro que te ayuda a estar mucho más feliz.

IMG_6265No existen medicamentos ni alimentos milagro, pero sí hay alimentos que por su química, nos ayudan a conseguir equilibrio y bienestar.

  1. Aceite de oliva: Los ácidos grasos omega 3 ayudan a sintetizar la serotonina y además cuidan del corazón. Las enfermedades cardiovasculares se vinculan con ciertos desarreglos cerebrales. Así que, que no falte en tu dieta.
  2. Nueces: Al igual que el salmón, son auténticos almacenes de ácidos grasos omega 3, ingrediente esencial para un mejor rendimiento del cerebro. Añade nueces a tus desayunos, meriendas o entre horas. Son grasas saludables.
  3. Arroz integral: Aporta vitaminas B1, B3 y ácido fólico, necesarias para el sistema nervioso. El grano integral evita los picos de glucosa que conducen a bajones de ánimo o cambios de humor. ¡Comprobado!
  4. Espinacas: Es la forma más natural de darte un chute de vitamina C, B6 y de hierro, indispensables para convertir el triptófano en serotonina, tan necesaria para evitar patologías mentales como la depresión, la ansiedad, el pánico y la tristeza. Ya lo decía Popeye, ¿recuerdas? Incorpóralas a tu dieta, sonríe y saca pecho 😉
  5. Chocolate negro: Contiene feniletilamina, una sustancia que euforiza al sistema nervioso y proporciona bienestar emocional. Es el remedio más popular y el que más nos gusta para subir el ánimo, je, je. Eso sí, que no sea con leche, sucedáneos, o llenos de azúcar, porque el efecto, a pesar de lo rico que pueda saberte, sería el contrario. Elige cacao puro, o un chocolate mínimo del 70%.

downloadEn definitiva, la dieta mediterránea, basada en vegetales, frutas, carnes magras, cereales enteros y aceite de oliva, aporta los nutrientes necesarios para fabricar serotonina y norepinefrina, dos neurotransmisores vitales para el equilibrio del sistema nervioso.

fullsizeoutput_6bf1¿Te apuntas a un mes de agosto saludable y feliz? Pues ya sabes por dónde empezar. Tienes más trucos y recetas que te gustarán en anteriores publicaciones, y también en FacebookTwitterInstagram o canal de Youtube.

¡Feliz verano, descansa, disfruta, cuídate y hasta pronto!

Ir al contenido